Salmorejo cordobés, una delicia que se toma fría

El salmorejo cordobés es uno de los platos gastronómicos más típicos de Córdoba. Se trata de una crema fría que se consume principalmente en los meses de más calor. Está hecha a base de miga de pan, sal, vinagre, ajo, aceite de oliva y tomate, y suele decorarse con trozos de jamón y huevo duro
3 de Mayo de 2012
Etiquetas
Salmorejo cordobes

Un plato de salmorejo cordobés | Javier L.

El salmorejo es uno de los platos típicos en la oferta gastronómica de la capital cordobesa y su provincia, aunque también se prepara en otras zonas de Andalucía. Al tratarse de una crema fría suele consumirse con mayor frecuencia en verano, sin embargo también se puede disfrutar a lo largo de todo el año en la mayoría de los establecimientos hosteleros de la zona.

No es de extrañar que sea en las épocas de más calor cuando resulta más apetecible consumir salmorejo. Córdoba es una de las provincias españolas más castigadas por el calor en la época veraniega, con temperaturas que suelen superar los 40 grados centígrados durante muchos días, por lo que este sabroso alimento contribuye a aliviar la crudeza ambiental, al igual que sucede con el gazpacho.

El salmorejo, al menos como se prepara en la actualidad, tiene sus orígenes en los siglos XIX y principios del XX. Se trata de un plato profundamente arraigado en la cocina cordobesa que tiene como principal ingrediente al tomate, curiosamente uno de los últimos en incorporarse a su preparación.

Las fiestas que tienen lugar en Córdoba durante todo el mes de mayo son el ambiente perfecto para que turistas de todo el mundo prueben por primera vez el salmorejo. Estas fiestas comienzan en los últimos días de abril con las Cruces de Mayo, siguen con la celebración del Festival de Patios y culminan a finales del mes de mayo con la Feria de Nuestra Señora de la Salud.

Las casetas, montadas para festejar la ocasión, tienen en el salmorejo uno de sus platos estrella, junto a los pimientos fritos, la tortilla de patatas o el plato de jamón. Resulta reconfortante hacer una parada en la feria para refrescarnos con una cerveza bien fría y un rico plato de salmorejo.

En cuanto a sus ingredientes, el salmorejo cordobés se prepara a base miga de pan, sal, vinagre, ajo, aceite de oliva y tomate. Suele servirse decorado con trozos de jamón y huevo duro. A partir de aquí las variantes son muy numerosas, dependiendo de la zona o la tradición, por lo que podemos encontrarnos con el empleo de otros productos adicionales o diferentes.

Para consumirse puede acompañarse de una tortilla de patatas o de berenjenas fritas, entre otros alimentos. Se suele tomar con cuchara, aunque hay quien prefiere hacerlo mojando rebanadas de pan.

Si os animáis a realizar una visita a Córdoba, este mes de mayo es el mejor momento. No olvidéis probar el salmorejo cordobés y contarnos qué os ha parecido. ¡Buen provecho!

En Viajeros BlogPastel cordobés, la delicia gastronómica de Córdoba

DEJA UN COMENTARIO
*
*

Tu e-mail nunca se publicará. Los campos requeridos están marcados con un *
Al publicar un comentario estás aceptando nuestra política de privacidad.


Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continúas en la web, consideramos que aceptas su uso OKMás información