Whitechapel, una ruta por el barrio de Jack el Destripador

20 de octubre de 2011
Etiquetas
Whitechapel Jack el Destripador

El barrio de Whitechapel de Londres es famoso por ser el lugar elegido por Jack el Destripador para acabar con sus víctimas

Si la historia de Mary King’s Close no te acongojó lo suficiente, la de ahora quizá lo consiga. Y es que por mucho que pase el tiempo, hay personajes que no se olvidan. Ese es el caso del famoso Jack el Destripador, uno de los más terroríficos de la historia. Lo que muchos no saben es que el barrio en el que cometía sus crímenes, es hoy día, un lugar muy turístico.

Su nombre es Whitechapel y se ubica en la cosmopolita ciudad de Londres. Pasear por sus calles será como transportarse a la etapa victoriana de Londres y revivir la intensa historia del cruel “Jack the Ripper”.

Por si hay alguien que no recuerda con exactitud quién era este personaje, diremos que se trata de un psicópata y asesino que disfrutaba extrayendo los órganos de sus víctimas. Su apodo viene dado por su modo de torturar y asesinar: primero degollamiento, más tarde estrangulación y finalmente la mutilación abdominal. Pero, si alguien jugó un gran papel en esta terrible historia además de Jack, esos fueron los medios de comunicación. Las noticias relacionadas con los asesinatos se expandían como la pólvora; y, aunque los homicidios no pudieron ser resueltos, existen multitud de teorías que hablan de la culpabilidad de Jack el Destripador como único asesino de todas los asesinatos que ocurrían en la zona.

Whitechapel Mural

Imagen de uno de los murales que pueden verse en el "Ten Bells", uno de los pubs de Whitechapel

Para conocer a fondo la historia de este psicópata y el barrio en el que deambulaba, debemos comenzar en la estación de Tower Hill. Poco a poco iremos adentrándonos en Whitechapel, aunque ya nada tenga que ver con lo que fue en tiempos de Jack, una zona pobre y frecuentada por “gente de mala vida”. Quizá el hecho de escoger como escenario del crimen un barrio tan miserable, no fue casualidad. Al parecer, la mayor parte de sus víctimas eran prostitutas de la zona, a las que acorralaba en callejones solitarios.

Si hemos contratado previamente los servicios de un guía, seremos conducidos por oscuros y estrechos callejones mientras se nos cuenta la aterradora historia. Sentiremos de cerca el miedo que sentían quienes caminaban por allí a finales del siglo XIX. Uno de los puntos clave de la ruta es la Commercial Street, donde encontraremos la iglesia blanca donde se cometieron muchos crímenes y algunos pubs que, según dicen, eran frecuentados por algunas víctimas de Jack el Destripador. Tras pasar por otros lugares relevantes dentro de la historia de este despiadado individuo, terminaremos en Ten Bells. Es allí donde suelen terminar estas rutas y donde los viajeros disfrutan de un refresco entre unas paredes plagadas de recuerdos relacionados con el protagonista de esta historia.

Realizar una de estas rutas es una actividad muy recomendable si pasamos por Londres y nos apetece conocer una de sus historias más impactantes. Los recorridos comienzan cada tarde a partir de las 19:45 horas, aproximadamente, cuando el cielo de la ciudad ya está oscuro. Las salidas se hacen por grupos y su precio ronda las 7 libras. Una posible opción si queremos hacer la visita con nuestro grupo de amigos, es reservar una ruta privada. Para Halloween, muchos grupos deciden ir hasta la Whitechapel y vivir una noche de misterio por sus escalofriantes callejones.

Whitechapel

Fotografía actual del barrio Whitechapel

En la actualidad, el Barrio es visitado por numerosos turistas que quieren saber más sobre Jack el Destripador y conocer lo sucedido en ese preciso rincón del mundo. Ya lo decíamos, por muchos años que pasen, la huella del Asesino de Whitechapel sigue ahí. Cualquier interesado en las mentes criminales disfrutará con este recorrido.

Fotografías | An_untrained_eye, Danny McL y USM MS photos
A vista de pájaro | Google Maps
En Viajeros Blog | 221B Baker Street, el apartamento de Sherlock Holmes en Londres

DEJA UN COMENTARIO
*
*

Tu e-mail nunca se publicará. Los campos requeridos están marcados con un *
Al publicar un comentario estás aceptando nuestra política de privacidad.


Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continúas en la web, consideramos que aceptas su uso OKMás información